Pensamientos obsesivos

Los pensamientos obsesivos son característicos del Trastorno Obsesivo-Compulsivo o TOC.

Pregunta : Tengo pensamientos constantes de que a mi hijo y a mi esposo les pasará algo. He pensado a veces que mi vida sería mejor…..Es horrible para mi esto. Cuando me llegan estos pensamientos siento que soy la peor persona, y no entiendo porque sucede.

Respuesta : Los pensamientos obsesivos son característicos del Trastorno Obsesivo-Compulsivo o TOC. En este trastorno encontramos con frecuencia una tendencia exagerada al orden, a la limpieza y exactitud, terquedad extrema, etc.

¿Por qué ocurren este tipo de pensamientos obsesivos?, ¿por qué vienen a la mente en contra del  deseos y esfuerzo del sujeto con TOC?

Para la lógica del consciente es incomprensible como vienen tales pensamientos obsesivos a nuestra mente, y precisamente hacia nuestros seres más queridos. Este tipo de pensamientos son totalmente inaceptables para nuestro Super-yo (nuestra instancia moral o ética en términos psicoanalíticos), por eso nos sentimos sumamente culpables.

Freud se preguntó acerca del porque de los pensamientos obsesivos y otros tipos de procesos mentales, y encontró la explicación.

En el transcurso de un psicoanálisis el terapeuta psicoanalista da respuesta a estos interrogantes. A la verbalización de estas respuestas por parte del analista se les llama “interpretaciones“.

Lo que sí podemos decirle es que este tipo de pensamientos obsesivos, que suscitan gran culpa, irrumpen en nuestro consciente a pesar de nuestros deseos en contra. Y opinamos que solo somos responsables de lo que hacemos, pero no de lo que pensamos o sentimos. Por ejemplo, podemos pensar en conducir bajo los efectos del alcohol, pero ningún policía nos multaría por ello; en cambio si conducimos ebrios, además de poner nuestra vida en peligro, nos acarrearía una gran multa. O, ¿ quién no ha querido sentir amor hacia ese supuesto buen chico que le gusta a sus padres y por más que lo ha intentado no ha conseguido que el amor llame a su puerta ?, como podemos ver los sentimientos no nos “obedecen”.

Por lo tanto, no somos culpables de lo que escapa a nuestro control, como son los pensamientos y los sentimientos.

Si este tipo de pensamientos viene a nuestra mente una y otra vez de una manera machacona, entonces hablamos de pensamientos obsesivos. En este caso sería necesaria cierta ayuda psicoterapéutica.

Su pregunta es importante, pues nos pone en el camino de ciertos contenidos inconscientes, pero lo limitado de estos pequeños artículos nos impide dar una respuesta concreta, clara y amplia a su pregunta. A veces, aunque tengamos clara la “dinámica“, como solemos decir los psicoanalistas, nos tenemos que morder la lengua al contestar a determinadas preguntas en estas páginas, y nos circunscribimos al marco teóríco exclusivamente. En definitiva, no podemos intervenir en la forma en como lo hacemos en la consulta dando unas respuestas más precisas.

 

 

(Editado por la Dra. Moya Guirao)

(Visited 185 times, 1 visits today)

Comments are closed